Cambios en los Requisitos de Autorización de Empleo para Solicitantes de Asilo

El mes pasado, la Administración Trump emitió dos nuevas reglas que restringirían aún más los criterios de elegibilidad para los solicitantes de asilo que soliciten autorización de empleo.  La primera regla emitida el 19 de junio de 2020, “Eliminación de la Disposición Procesando de 30 Días para Solicitudes de Autorización de Empleo del Formulario I-765 Relacionadas con el Solicitante de Asilo,” entrará en vigencia el 21 de agosto de 2020.  La regla final se puede encontrar aquí.  La segunda regla, “Solicitud de Asilo, Entrevista y Autorización de Empleo para Solicitantes,” emitida el 26 de junio de 2020, entrará en vigencia el 25 de agosto de 2020 y se puede encontrar aquí.

Ambas reglas harán que sea significativamente más difícil para los solicitantes de asilo obtener una autorización de empleo en los Estados Unidos, un objetivo de la Administración Trump por mucho tiempo.  Si bien los solicitantes de asilo aún serán elegibles para la autorización de empleo, se producirán muchos cambios en el proceso.

Primero, las nuevas reglas exigen que un solicitante de asilo deba esperar 365 días después de presentar una solicitud de asilo antes de solicitar la autorización de empleo.  Este es un cambio significativo de las antiguas reglas, que permitían a los solicitantes de asilo esperar 150 días para solicitar la autorización de empleo y otros 30 días para la adjudicación de la solicitud.

Además, según las nuevas reglas, después de que se presenta una solicitud de autorización de empleo, un funcionario del Servicio de Ciudadanía e Inmigración de los Estados Unidos (USCIS) determinará si hay un “retraso causado por el solicitante” no resuelto cuando se presentó la solicitud y si la solicitud debe ser negada sobre esa base.

Ejemplos de “demora causada por el solicitante” incluyen: “enmendar una solicitud de asilo que causa una demora en la adjudicación; una falta injustificada de comparecer en una entrevista de asilo o en una toma de decisiones; no presentarse a una cita de biometría; no presentar documentación complementaria a la oficina de asilo dentro de los 14 días de una entrevista, una solicitud para transferir oficinas de asilo o reprogramar una entrevista de asilo, una solicitud para proporcionar pruebas adicionales o la falta de un intérprete.”

Las nuevas regulaciones también limitan la validez de un documento de autorización de empleo a un máximo de dos años y evitan que los solicitantes de asilo reciban una autorización de empleo si intentan ingresar a los Estados Unidos sin inspección el 25 de agosto de 2020 o después (sujeto a ciertas excepciones).

Los efectos de estas nuevas reglas sin duda causarán consecuencias devastadoras para los solicitantes de asilo que ahora tendrán que esperar más tiempo antes de obtener la autorización de empleo. Las restricciones adicionales también facilitan que USCIS niegue las solicitudes de autorización de empleo por muchos motivos. Aunque desafortunadas, estas nuevas regulaciones no son sorprendentes dados los esfuerzos constantes de esta administración para eliminar la inmigración a los Estados Unidos.

Publicado en Empleo.